30.7 C
Corrientes
29 C
Formosa
31 C
Posadas
30.9 C
Resistencia
26.8 C
Asunción
Miércoles 07 de diciembre de 2022

Bresh en el NEA: la pandemia pospuso lo que hubiera sido su primera fiesta en la región

La necesidad de reinvención llevó a la Bresh a transmitir su energía vía streaming y ubicó a esta fiesta como una de las más grandes a nivel nacional; el NEA y Paraguay ya lo viven.

-Publicidad-

- Publicidad -

En marzo, cuando se decretó el aislamiento social, preventivo y obligatorio, la Bresh tuvo que tomarse una pausa y reinventarse. Pospusimos las 9 fechas programadas y vendidas sold out, la incertidumbre era enorme. La planificada Bresh en el NEA y en Paraguay, como tantas otras, tenían que esperar.

A partir de ahí, con tantas personas confinadas en sus casas, las redes sociales empezaron a estar colapsadas de contenido y de cantidad de gente conectada. Primero, empezamos a programar cómo podría ser el regreso, especulando con que esta situación iba a durar poco. Luego, nos dimos cuenta que daría para rato y empezamos a investigar cómo trasladar a una pantalla de celular todo lo que se construyó durante estos años en la Bresh.

De las fiestas presenciales a las virtuales sin escalas. PH: Malena Fradkin

La experiencia Bresh: única y auténtica

Quien asiste a la Bresh presencial se encuentra con una experiencia completa desde la apertura de puertas hasta la finalización del evento: se regalan caramelos, maquillaje con glitter y tattoos, hay fotocabina para recordar la noche, algodón de azúcar, stickers y al terminar la noche, helados. 

A su vez, quienes organizamos la fiesta estamos siempre presentes, somos caras visibles, desde la atención al público, hasta la entrega de golosinas, saludos, contención, venta de entradas; la idea es que el evento tenga una cara humana. Todo esto, guiado por una de las cosas más importantes de la fiesta: la música y el despliegue del show. 

Grandes canciones de todos los tiempos, reggaetón, cumbia, pop, trap, electrónica y casi cualquier género que haga que las personas no quieran dejar de bailar ni para ir al baño: literalmente, hitazo tras hitazo.

La Bresh: una experiencia única e inigualable. PH: Malena Fradkin

Una fiesta armada por amigos y amigas

La Bresh nació en 2016 y fue creada por un grupo de amigos y amigas que queríamos ir a bailar a un lugar distinto a los espacios nocturnos tradicionales y estábamos en la búsqueda de una salida que tuviera los valores de las nuevas generaciones. 

A la primera fecha vinieron más de 200 personas, luego 450 y en menos de un año ya se había triplicado el público; hasta febrero de 2020 se realizaron más de 170 fiestas y hubo 243.000 asistentes de todo el país.

Una de las últimas funciones de la Bresh antes de la pandemia, en Buenos Aires. PH: Malena Fradkin

La Bresh en pandemia

Cuando empezamos a considerar hacer una edición virtual el principal problema fue: ¿cómo lograr traspasar la esencia de la Bresh a través de una pantalla? La versión Bresh En Casita nació de la necesidad de reinvención dentro del contexto que estamos viviendo. 

No teníamos ganas de hacer un vivo porque sí, por lo que nos tomamos tres semanas para planificar cómo transmitir, a través de un teléfono, todo lo que sabemos que la Bresh es. A partir de ahí, todos los equipos se pusieron en marcha para proyectar a través de la ambientación, las plataformas de streaming, el vestuario, la comunicación, entre otras cientos de cosas, el concepto de la Bresh en su formato presencial. 

El primer fin de semana de abril, la Bresh se trasladó 100% a lo visual y performático y nació Bresh En Casita, desde la casa de uno de los djs.

Los y las DJs de la Bresh viraron rápidamente hacia el mundo digital y siguieron expandiendo nuevos horizontes. PH: Nicolás Aguiar

La pandemia canceló la Bresh en el NEA

En marzo ya teníamos planeadas las visitas de la Bresh en el NEA por primera vez -Chaco y Corrientes- y también en Asunción, la capital paraguaya. Como bien sabemos, esto se suspendió y todo pasó al plano digital.

Por su parte, antes de la pandemia del COVID-19 ya estaban anunciadas fechas en Montevideo, San Luis, Mar del Plata, Viedma, Alto Valle, Paraná, Córdoba, Buenos Aires y La Plata. 

Obviamente todas estas fechas hubo que ponerlas en pausa y si bien la pandemia fue un impedimento para ir, también logró acercarnos a muchas personas y lograr que cuando se pueda volver, lleguemos con un público mucho más afianzado, que ya nos conoce.

Bresh en Paraguay

La Bresh En Casita hace bailar a miles de personas desde sus casas. En la época más estricta del confinamiento, alcanzó una audiencia de aproximadamente 1 millón de visualizaciones con un pico de 83.000 vistas en simultáneo. 

Actualmente, se transmite casi todos los sábados por Instagram y por YouTube. Una de las cosas que más nos sorprendió es la cantidad de gente de otros países que llegó a conocer la Bresh. 

Así fue como en estos últimos meses hicimos tres ediciones transmitidas especialmente para Paraguay, a través del canal de YouTube de Brahma Paraguay, en las cuales, en promedio, han llegado a tener un total de visualizaciones de entre 10.000 y 14.000  personas, con picos en simultáneo de más de 2.000; la idea es poder llevar la Bresh para allá ni bien se pueda.

Una de las últimas ediciones de la Bresh En Casita se transmitió desde un campo. PH: Nicolás Aguiar

El mundo digital y la Bresh: una dupla perfecta

La entrada al mundo digital fue muy sorprendente, si no hubiera sido por la pandemia, no sabemos si la hubiéramos encarado ni de qué forma, terminó siendo una entrada casi forzada que seguimos descubriendo día a día. 

El principal obstáculo es la falta de público presencial: los y las djs tienen que aumentar muchísimo su nivel de performance para poder, de alguna forma, traspasar las pantallas. Es curioso porque el asunto del público invisible es la peor y la mejor parte de la Bresh En Casita. 

Es la peor porque extrañamos el calor humano, ver cómo cambia la cara de la gente al poner determinada canción, saber cómo la están pasando; no tener ese público cara a cara es lo más cruel del mundo digital. 

Sin embargo, también nos abrió muchas puertas: muchísima gente conoció la Bresh en el NEA, en Paraguay y en otras partes del mundo, a través de los vivos de Instagram. Asimismo, nos han mandado mensajes muy alentadores contando que esperan ansiosos los sábados o que los hacen divertirse en familia o por videollamada con amigos y amigas y olvidar este contexto por un rato. 

Eso nos llena de alegría y nos demuestra que se puede transmitir la energía de la Bresh a través de un celular, que la virtualidad es una gran herramienta de encuentro en este contexto y que seguiremos a toda costa, para mantener la idea de fiesta y distensión, incluso ante esta situación de pandemia. ¡NEA, esperamos por la vacuna y allá vamos!

 

últimas noticias

-Publicidad-

-Publicidad-

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

TE PUEDE INTERESAR

- Publicidad -