24.3 C
Corrientes
22 C
Formosa
19.7 C
Posadas
24.1 C
Resistencia
23.7 C
Asunción
Sábado 01 de octubre de 2022

Vaca Muerta, el gasoducto y las consecuencias de las políticas energéticas de Mauricio Macri

La licitación del gasoducto Nestor Kirchner podría recuperar la autonomía energética del país para el invierno del año que viene e incrementar la exportación de energía en el 2024

-Publicidad-

- Publicidad -

La cuenca de petróleo y gas shale (no convencional) de Vaca Muerta lleva prácticamente una década en la agenda política y esto marca la importancia de su desarrollo para el avance del país.

Se trata de la principal formación petrolera y gasífera de la Argentina y una de las principales del mundo, contando con recursos por 9 billones de metros cúbicos de gas shale (casi el 40% del total de las cuencas Argentinas) y 16 mil millones de barriles de petróleo shale (aproximadamente un 60% del total).

Para tener una idea, la formación de una cantidad de gas no convencional es similar a la que tiene Rusia en su conjunto y una cantidad de petróleo no convencional similar a las de Venezuela. Pero aunque en la actualidad se están extrayendo estos recursos, el proyecto no cuenta con las suficientes vías para transportarlo. 

La falta de inversión en gasoductos está teniendo dos impactos importantes en el país. La primera es el faltante de energía. La matriz energética argentina se alimenta en un 64% de combustibles convencionales, y el faltante de estos combustibles requirió que el país importará gas por 3.800 millones de dólares.

La formación de Vaca Muerta se encuentra emplazada entre las provincias de Neuquén, Río Negro, Mendoza y parte de La Pampa.

Además, con el paso del tiempo el país se está perdiendo la posibilidad de adquirir miles de millones de dólares exportando los recursos de Vaca Muerta en un contexto en el que los mercados del mundo demandan gas y petróleo por las crisis internacionales.

Por eso, el Gobierno nacional llevó adelante la licitación para la construcción del gasoducto Néstor Kirchner, que promete terminar con el déficit energético del país transportando 11 millones de metros cúbicos de gas al día para el invierno del 2023. Sin embargo, la necesidad de esta obra lleva a preguntarse las razones por las que no se había realizado antes.

Vaca Muerta durante el macrismo

El déficit energético ya asomaba durante el gobierno kirchnerista. El incremento de la producción y el aumento del poder adquisitivo generaron un crecimiento de la demanda doméstica, y para el 2008 la balanza energética ya comenzaba a ser deficitaria.

Ante esta situación se empezó a planificar la explotación de Vaca Muerta. Para ello, se expropió el 51% de las acciones de YPF en el año 2012 y se votó la reglamentación 2.867 en el 2013 para encauzar un proyecto piloto en Vaca Muerta entre YPF y la empresa multinacional Chevron.

Sin embargo, la llegada de Mauricio Macri a la presidencia interrumpió este proceso. El Gobierno de Cambiemos estaba marcado por la desconfianza hacia YPF y concebía al sector energético como un negocio en el que todo se resolvería si se daba suficientes incentivos y garantías a la inversión privada

Una de las primeras medidas de Macri fue disolver la “Comisión de Planificación y Coordinación” encargada de llevar adelante el proyecto de Vaca Muerta y derivó sus responsabilidades hacia el flamante Ministerio de Energía, designando al frente de esta cartera a Juan José Aranguren, ex presidente de la compañía petrolera angloholandesa Shell.

Mauricio Macri nombró como Ministro de Energía a Juan José Aranguren, ex presidente de la compañía petrolera angloholandesa Shell.

Los primeros dos años de la gestión de Aranguren estuvo marcada por el desfalco y el subsidio a las empresas para asegurar precios competitivos. Mientras se quitaban los subsidios a los usuarios generando un incremento del 1300% en las tarifas de luz, el gobierno aseguraba un precio de entre 67 y 68 dólares por barril, mientras que el barril de Brent (extraído en medio oriente) se encontraba por debajo de los 47,50 dólares.

Además, el Estado impulsaba un programa de estímulos por nuevo proyecto de gas natural que compensaba 7,50 dólares por millón de BTU extraído sobre un nuevo yacimiento. En ese momento las referencias internacionales estaban en torno a los 2,70 dólares por millón de btu.

A detrimento de las bancas del Estado, los subsidios atrajeron a varias empresas a iniciar nuevas explotaciones. De acuerdo a un cálculo de la Fundación Ambiente y Recursos Naturales, entre bonos y aportes directos de la Tesorería General de la Nación el Estado destinó más de 16 millones de dólares a incentivar a las empresas a explotar combustibles fósiles durante el 2017 y el 2018.

A pesar de destinar entre 7 y 9 mil millones de dólares por año entre el 2017 y el 2019, Argentina siguió importando gas.

Consecuencias: vaciamiento de reservas, falta de dólares y reanudación de Vaca Muerta

Estos subsidios no corrigieron el embudo que se producía entre la producción y su transporte, y ante la fuerte devaluación del peso, para el 2018 las empresas decidían entre exportar parte de su producción o subfacturar para entrar en el programa de estímulo, lo que llevó al estado a seguir importando gas a pesar de estar destinando más entre 7 y 9 mil millones de dólares al año a su explotación.

Finalmente, la escasez de dólares hicieron inviable esta dinámica, recién en el 2019 Mauricio Macri envía un modelo de licitación para un gasoducto, para postergarlo después de la derrota electoral. Después de vaciar las reservas del Banco Central en Vaca Muerta, Cambiemos entregó el gobierno con tarifas más elevadas, sin incrementos en las exportaciones y sin lograr autonomía energética

 

ADEMÁS EN NEA HOY:

Para el Canciller Cafiero hay que profundizar el vínculo internacional de las provincias

Gasoducto Néstor Kirchner: pronto licitarán la obra civil

El mapa de los subsidios: las asimetrías regionales que discuten los gobernadores del Norte Grande

últimas noticias

-Publicidad-

-Publicidad-

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

TE PUEDE INTERESAR

- Publicidad -