10.4 C
Corrientes
8 C
Formosa
11.7 C
Posadas
8.4 C
Resistencia
8.7 C
Asunción
Lunes 23 de mayo de 2022

25 años del asesinato a Cabezas: ¿qué significó el caso y cómo marcó la democracia?

El hecho marcó un antes y un después en el periodismo argentino. Su recordada foto a Yabrán le costó la vida, y el caso marcó jurisprudencia a nivel nacional.

-Publicidad-

- Publicidad -

El 25 de enero de 1997 el reportero gráfico José Luis Cabezas fue secuestrado, golpeado, asesinado e incinerado en un descampado de la costa atlántica. Su cuerpo apareció esposado y con dos balas de una pistola calibre 32 mm en su cráneo. 

En memoria de José Luis Cabezas cada 25 de enero se celebra en nuestro país el día del Reportero Gráfico mediante la sanción de la Ley 24.876, el 10 de septiembre de 1997, y promulgada el 13 de octubre de ese mismo año.

Un año antes del hecho, Cabezas había logrado fotografiar al enigmático empresario propietario de la empresa OCA. Su foto fue tapa de la revista Noticias en marzo de 1996 y causó gran revuelo a nivel nacional debido al desconocimiento de su imagen que se tenía.

¿Qué significó la foto de Yabrán en ese momento?

«Sacarme una foto a mí es como pegarme un tiro en la frente. Ni los servicios de inteligencia tienen una foto mía», se lo escuchaba decir a Yabrán entre sus más íntimos. La investigación judicial posterior determinó que el empresario tomó la revelación de su imagen como una herida difícil de cicatrizar.

En ese momento, todo el periodismo quería una foto de Yabrán ya que el por entonces Ministro Domingo Cavallo lo acusó públicamente de que era el «jefe de las mafias». Yabrán, quien luego del caso apareció muerto de un disparo, era un empresario cercano a distintos sectores del poder.

La foto de Yabrán en la playa.

Aquella imagen de Yabrán caminando en la playa durante 1996 le costó la vida a José Luis Cabezas, aunque la lucha de sus compañeros y colegas continúa hasta el día de hoy, a 25 años de su asesinato.

El compañero de cobertura de Cabezas y periodista, Gabriel Michi explicó: “Nunca medimos que pudiera tener semejante consecuencia: el asesinato de José Luis fue el primero de un trabajador de prensa desde el regreso de la democracia”.

Durante la noche del 24 de enero fueron juntos a cubrir la fiesta de cumpleaños de Oscar Andreani: el periodista se fue cerca de las 4 y Cabezas se quedó en el lugar. Cuando salió de la fiesta, José Luis fue secuestrado por la denominada banda de Los Hornos, para fusilar al fotógrafo e incendiar su cuerpo y el auto qué Noticias había alquilado.

Tras el asesinato, el «No se olviden de Cabezas» fue militado por una gran parte de los colegas, lo que logró que el juicio al menos llegue y tenga condenas, a pesar de las múltiples pruebas falsas que debieron ser desbaratadas en el proceso.

Fotoperiodismo en argentina

Cora Gamarnik en su libro El fotoperiodismo en Argentina. De Siete Días Ilustrados (1965) a la Agencia SIGLA (1975) reconstruye 10 años fundamentales de la historia de la fotografía en la prensa del país. 

Desde ese momento, con el Cordobazo como uno de los principales hechos de aquellos años, la fotografía se abrió paso en los medios del país hasta encontrar un lugar central en la construcción de la noticia.

Imágenes icónicas del fotoperiodismo argentino.

Muchos coinciden que desde fines de los ´60 y principios de los ´70 fue una época de oro de la fotografía en el periodismo, surgió la profesionalización de los trabajadores del rubro que hasta ese momento pasaban desapercibidos.

Desde aquel momento donde las revistas ilustradas transitaban una época de oro, hasta el asesinato de Cabezas, corrió mucha agua debajo del puente. 

Algo para aclarar es que si bien el caso Cabezas marcó un antes y un después en la época del fotoperiodismo a partir de los ´90, el rol del fotoperiodismo durante la vuelta de la democracia fue central ya que ayudó a exponer a la dictadura y aumentar el descontento social que había contra el proceso militar. 

Entre los distintos hechos se puede mencionar la foto tomada al ex general Benjamín Menendez, un genocida de la última dictadura, que fue fotografiado intentando acuchillar a un grupo de manifestantes, imagen que atestiguaba la violencia que aún imperaba en esa época, a pesar de que ya se estaba en democracia.

El caso 

En la actualidad ninguno de los imputados por el caso José Luis Cabezas está en prisión ni cumplieron su condena debido a beneficios que recibieron como ser prisiones domiciliarias, reducción de la pena o libertad condicional.

La importancia del fotoperiodismo en Argentina para mostrar lo que nadie ve. El genocida Benjamín Menéndez atacando a un grupo de manifestantes con un cuchillo.

Gustavo Prellezo, quien efectuó los dos disparos que ejecutaron a Cabezas, desde el 2010 recibió reducciones de su condena y en 2017 le dieron la libertad condicional. Hoy vive en La Plata.

Otro de los implicados por Alberto Gómez más conocido como la liebre. Fue el comisario que liberó la zona para que sucediera aquel trágico hecho. Hoy también está en libertad y pasó menos de 15 años tras las rejas.

Recuerdos de sus compañeros

Desde el Foro de Periodismo Argentino (FOPEA), invitaron a 25 periodistas para que lo recuerden con anécdotas vividas junto a él y reflexiones sobre lo que su muerte representa para el periodismo argentino. 

José Luis Cabezas fue asesinado el 25 de enero de 1997.

Entre los más representativos se encuentran, Gabriel Michi, amigo y compañero de cobertura: “25 años en que en la Argentina ocurría el peor ataque a la Libertad de Expresión desde que regresó la democracia. Un ataque que pretendió silencio, pero que obtuvo todo lo contrario. Se transformó en un grito ensordecedor contra la barbarie, contra la injusticia, contra la corrupción, contra las mafias”.

Como así también Alejandra Daiha, directora de la revista Noticias: “Su crimen nos plantó la tristeza de saber que también en democracia el periodismo se puede pagar con la vida. Cabezas no era un kamikaze. Debió haber cumplido hace unos meses los 60. Me lo imagino igual. Subiéndose a mesas, sillas y escaleras para lograr esas fotos desde arriba que fueron su sello. No te olvidamos, “chabón”.

ADEMÁS EN NEA HOY:

Un informe oficial revela que más del 60% de los homicidios en Chaco fueron intencionales y no tuvieron relación con hechos delictivos 

Caso Puyó de Formosa: condenado por chocar intencionalmente con su auto y matar a su acompañante

últimas noticias

-Publicidad-

-Publicidad-

- Publicidad -

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

TE PUEDE INTERESAR

- Publicidad -